¿Te gusta esto? ¡Compártelo!

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest

Fuente: El Mundo // 23 de julio del 2022

Argelia completó este jueves en Murcia y Baleares el desafío migratorio que comenzó el miércoles en Almería. La llegada de pateras -entre las que se incluyen motos de agua como nueva modalidad de trayecto clandestino entre ambos países- a las costas del Mediterráneo batió todos los récords y en sólo 48 horas, 326 migrantes arribaron reventando todos los registros y desbordando por completo a la Guardia Civil.

Según los datos a los que ha tenido acceso EL MUNDO, en un día playas de Cabo de Gata como Níjar, San José Las Negras contabilizaron 23 pateras, muchas de ellas motos acuáticas ya que en los registros oficiales no se hacen distinciones por el tipo de vehículo, con un total de 191 personas a bordo. Esta inusual oleada de lanchas y motos de agua puso a prueba a la plantilla del Instituto Armado que pronto se reveló insuficiente para hacer frente a la situación.

En Murcia, el número de migrantes interceptados en una sola jornada ascendió a 85 mientras que en Baleares se localizaron cuatro pateras con 50 personas a bordo, revelan los datos. La llegada de embarcaciones procedentes de Argelia -cuya policía, según fuentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, relajó la vigilancia en respuesta al cambio de postura de España en el Sáhara– comenzó la madrugada del miércoles en la costa almeriense donde pronto, los agentes de la Guardia Civil se vieron sobrepasados al advertir la magnitud de la situación. Hubo un aviso, detallan las mismas fuentes consultadas por este periódico: otras tantas embarcaciones habían salido de las costas argelinas y se dirigían a España.

Todas las alertas se activaron entonces en Murcia y en Baleares, donde a principios del mes de junio se contabilizaron seis embarcaciones con más de 100 personas a bordo en menos de 24 horas. Al día siguiente de aquella alarma, llegaron las embarcaciones semirrígidas a las costas del este. Estas tres zonas de la costa se consideran puntos calientes de la inmigración ilegal como prueban los datos oficiales, en los que se incluyen estas nuevas tandas, que se ponen en conocimiento del Minisetrio del Interior. En lo que va de año, Baleares ha recibido 8.702 personas en 192 pateras. Las cifras en Almería también son apabullantes: 1.649 personas y 170 embarcaciones, muchas motos acuáticas. Por último, Murcia registró la llegada de 697 migrantes a bordo de 64 pateras.

La asociación mayoritaria de la Guardia Civil, Jucil, hace un balance de una situación -tras meses denunciándola- a través de su secretario de comunicación Agustín Leal. «La actual Administración y el propio Ministerio del Interior siguen sin hacer su trabajo y poner coto a la inmigración ilegal que llega a nuestras costas. La acuciante falta de efectivos de la Guardia Civil es alarmante, en concreto, en provincias como Almería donde ante la llegada de pateras que estamos recibiendo todas las patrullas del Cuerpo han de dedicarse a la inmigración dejando de lado la seguridad ciudadana», denuncia Leal.

«Es necesario aplicar la legislación y defender el Estado de Derecho en materia de extranjería.El ejercicio del mando político ha de ir unido a la responsabilidad. Desde Jucil pedimos a los políticos de la actual Administración que sean responsables en ese sentido. No es de recibo que la Guardia Civil esté siempre bajo mínimos».

Fuente:
https://www.elmundo.es/espana/2022/07/22/62d991bcfc6c8374148b459f.html

Acerca del Autor | Amanda Padron

Website: | E-mail:

¿Te gusta esto? ¡Compártelo!

Share on facebook
Facebook
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on twitter
Twitter
Share on pinterest
Pinterest

Te puede interesar:

¿Te gustó el artículo?

Deja un comentario o reacciona a la publicación.